Migraña

HirudoterapiaMigraña: es un tipo de cefalea que se manifiesta por su presentación pulsátil (latidos) e intensidad entre moderada y severa, iniciado generalmente de forma unilateral, y que se asocia a náuseas y vómitos o susceptibilidad a la luz, sonidos y olores. Suele tener una duración comprendida entre 4 y 72 horas. Este dolor fisiológico, en su manifestación repetida, genera un malestar psicológico, de carácter ansioso.

Una de las manifestaciones singulares de la migraña es el “aura”, el cual se presenta en aproximadamente el 20% de los ataques migrañosos. El aura consiste en un déficit neurológico transitorio y reversible, tanto visual como somatosensitivo, motor o lingüístico (Berkow y Beers, 1999). La tipología de aura más común es aquélla en la que tiene lugar una manifestación visual alterada que anuncia la aparición de un ataque migrañoso (aura típica); ésta se caracteriza por la percepción de manchas negras, centelleos luminosos y líneas brillantes en zig-zag, así como por la presencia de áreas de pérdida del campo visual (Ferrer y Ribas, 2006).

Otra de las singularidades de la migraña es su tendencia a empeorar si el sujeto que la padece se mueve o realiza esfuerzos. La migraña es un tipo de cefalea muy común, se estima que llegan a padecerla el 3-5 % de la población, alcanzando tasas del 15 % en el estrato de mujeres en edad reproductiva.

Mitos sobre la migraña

Uno de los problemas habituales en la consideración de la migraña es que para muchas personas se trata de un mero dolor de cabeza, que debe ser tratado con un simple analgésico o esperar a que desaparezca o se atenúe. Sin embargo, constituye una verdadera enfermedad neurológica que requiere del tratamiento profesional, y que en manifestaciones repetidas puede derivar un problema psicobiológico importante, e incluso social, debido a las situaciones invalidantes que genera. Existen los siguientes mitos sobre la migraña:

MITO 1: Las migrañas no son más que dolores de cabeza.

REALIDAD: La migraña es una enfermedad neurobiológica, los dolores de cabeza no son más que un síntoma. “La migraña es una de las afecciones más dolorosas y más frustrantes de la medicina. Las personas afectadas ven su migraña como malévola, destructiva de la calidad de vida, costosa, fatigante y humillante”.

MITO 2: Las migrañas y otras cefaleas periódicas son causadas por problemas psicológicos, como pueden ser, por ejemplo, las tensiones y las depresiones.

REALIDAD: La migraña es una enfermedad neurológica y no una enfermedad psicológica.

MITO 3: Cada médico detecta y trata correctamente una migraña.

REALIDAD: La migraña es una de las enfermedades peor diagnosticadas, tratadas y comprendidas. Muchos médicos no se toman aún las migrañas seriamente. El mayor deseo de un migrañoso sería que el médico tenga migraña alguna vez, para que pueda saber a ciencia cierta lo que representa. Se supone que las migrañas no se diagnostican en un 60% de las mujeres y un 70% de los hombres.

MITO 4: Los migrañosos son solamente perezosos.

REALIDAD: Según la Organización Mundial de la Salud, la migraña es una de las enfermedades que más dificulta llevar a cabo un ritmo de vida normal. Sin una terapia adecuada quien la padece debe dejar de trabajar durante horas o incluso días a raíz de los dolores y de los efectos secundarios que esta enfermedad conlleva.

A continuación, se exponen algunas consideraciones actuales en la explicación de la migraña:

a) Cada vez existen más evidencias de la posible heredabilidad de la disposición a padecer migrañas. Si alguien padece migraña, es muy probable (casi el 80 %) que algún familiar directo también lo sufra. Si ambos progenitores padecen migrañas, la probabilidad de sufrirla se acerca al 70 %.

b) En las migrañas parece clave el funcionamiento anormal central o periférico del sistema trigémino vascular. Éste conduciría a una liberación perivascular de neuropéptidos vasodilatadores, edema de la pared vascular y reclutamiento de células inflamatorias. Dicha respuesta inflamatoria neurogénica podría ser la explicación del dolor de cabeza migrañoso (Ferrer y Ribes, 1999).

c) Otra explicación fisiopatogénica que se estima implicada en la etiogénesis de la migraña es la que apunta a fallos en el riego cerebral. La cefalea de la migraña clásica puede estar asociada con vasodilatación cerebral e incremento del flujo sanguíneo.34

La aplicación de sanguijuelas, un remedio tradicional de amplia utilización durante muchos siglos, ha demostrado su valor contra el dolor de las migrañas.

La eficacia de este tratamiento está basada en el conjunto de componentes presentes en la saliva de las sanguijuelas: sustancias anticoagulantes, antiinflamatorias, analgésicas, etc.

Leer más… Poder curativo

El efecto local anticoagulante, analgésico y antiinflamatorio aumenta mediante la sustancia  inoculada por la sangujuela, llamada Hialuronidasa (factor de penetración), que incrementa la permeabilidad de los tejidos, disminuyendo temporalmente la viscosidad del cemento intercelular y promoviendo la difusión de las sustancias inyectadas, facilitando por este mecanismo su absorción.

Con el efecto aditivo de la Hiarulonidasa, las sustancias presentes en la saliva de la sanguijuela llegan a una profundidad suficiente para ejercer un efecto terapéutico significativo: reducen la coagulación de la sangre, aumentando de este modo el flujo sanguíneo y mejorando el riego sanguíneo cerebral. También disuelven los coágulos, proporcionando mejor circulación y causando una reducción notable de la presión arterial y de la congestión venosa. El dolor cede prácticamente de inmediato gracias a la actuación de las sustancias con un fuerte efecto analgésico.

Si estás interesado/a en el tratamiento, contacta AQUÍ